Historia

Un sueño hecho realidad

Villas do AgrinhoLas Villas do Agrinho tienen como punto de partida una historia de pasión por la naturaleza. Todo comenzó en 2012, cuando un conjunto de inversores, incitados por las riquezas naturales del Gerês, y especialmente por las de la zona donde actualmente se ubica el complejo, decidió dar los primeros pasos para llevar a cabo un ambicioso proyecto en el que fuera posible encuadrar varias casas recuperadas, accesos e infraestructuras en la naturaleza circundante. Ante el desafío que tenían entre manos, el sentido emprendedor de los participantes fue determinante para que avanzaran con las obras de rehabilitación, valorización, reestructuración y construcción de plusvalías para las casas ya existentes, capacitándolas de esta manera para la explotación turística.

piscinaEn 2013, la (re)construcción de las infraestructuras – que también incluyeron la construcción de una piscina, pista de tenis y jacuzzi – sumada a los encantos naturales de la ubicación – desde la cercanía a las orillas del lago de Caniçada, a las cascadas, árboles frutales, jardines, pasando por la exposición solar y por la vista panorámica avasalladora – contribuyeron a la creación de un lugar único e irresistible, al que hoy denominamos Villas do Agrinho.

Un año después, el conjunto turístico abrió por primera vez sus puertas al público, iniciando así su actividad. La demanda superó todas las expectativas, motivando a los inversores a empeñarse cada vez más en la optimización del espacio, con vistas a la internacionalización del proyecto mediante la apuesta en nuevos mercados, como los del centro de Europa.

En 2015, se realizó una reestructuración de la imagen y de los servicios con la intención de reflejar mejor la esencia y los futuros objetivos del complejo, haciéndolos más modernos, atractivos y envolventes.

Actualmente, las Villas do Agrinho representan la materialización de un sueño. Un sueño compartido con usted.